23 mayo 2017

Muere un adolescente por ingerir demasiada cafeína en solo dos horas

El forense alerta de que el consumo de cafeína debería vigilarse igual que se hace con el alcohol o el tabaco

Noticia original

Davis Allen Cripe tenía solo 16 años cuando falleció el mes pasado en Carolina del Sur (EE.UU.). Se desplomó en mitad clase y ahora el forense del condado de Richland, Gary Watts, ha dictaminado las causas de la muerte. El adolescente ingirió tres bebidas con cafeína demasiado rápido y eso le costó la vida. Exactamente tomó un café con leche de McDonald’s, un refresco de soda grande de Mountain Dew y otra bebida energética altamente cafeinada en menos de dos horas.
Watts ha confirmado a la agencia Reuters que el adolescente murió a causa de “un evento cardiaco inducido por la cafeína que causa una probable arritmia”. Fueron los propios compañeros de clase de Davis Allen quienes constataron lo que bebió antes de derrumbarse en el aula. El testigo principal no alcanzó a identificar la marca de la tercera bebida que se tomó, pero sí que describió que era un envase de gran tamaño.
No fue una sobredosis de cafeína, el problema estuvo en beberla demasiado rápido
Al parecer este adolescente gozaba de una buena salud. Pesaba algo más de 90 kilos, pero no tenía ninguna dolencia cardíaca diagnosticada. El forense Watts no quiere que esta muerte sirva para atacar a las marcas de bebidas con cafeína y quiere dejar claro que “no es una sobredosis de cafeína”. “No estamos diciendo que la causa de la muerte fue la cantidad total de cafeína en el sistema, fue sólo la forma en que fue ingerida durante un corto período de tiempo”.
Este caso sirve, a juicio de Watts, para que la gente presté atención a su ingesta de cafeína “igual que lo hacen cuando toman alcohol o fuman cigarrillos”. En este sentido, Reuters apunta a un informe de la Clínica Mayo donde se recomienda a los adultos sanos no ingerir más de 400 miligramos de cafeína al día.

El forense alerta de que el consumo de cafeína debería vigilarse igual que se hace con el alcohol o el tabaco(Mauro-Matacchione / Getty)
Davis habría ingerido 470 miligramos de cafeína en menos de dos horas. Tal y como señala la web caffeineinformer.com, el café con leche que tomó tiene 142 mg de cafeína, el Mountain Dew grande tiene 90 y una bebida energética de 450 ml puede contener hasta 240 mg.
La Academia Americana de Pediatría desaconseja el consumo de cafeína y otros estimulantes para los niños y adolescentes. Creen que podría estar detrás de otras muertes anteriores. Los casos son pocos y distantes entre sí, pero eran jóvenes que habían ingerido demasiada cafeína en poco tiempo. El último caso data de 2011, cuando una chica de 14 años, con una afección cardiaca previa, falleció después de beberse dos latas de Monster (480 mg de cafeína en total). La compañía en aquel momento negó cualquier responsabilidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario